LOS MEJORES PRODUCTOS
DestacadosEntretenimiento

Hasta 10 años en prisión.

Por reparar tu celular.

 

De acuerdo con las reformas propuestas por el senado mexicano, para la implementación del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), se restringiría la elusión de medidas tecnológicas de protección (DRM), mejor conocidas como candados digitales, lo que limitaría los derechos de las personas sobre sus dispositivos, señala la Red en Defensa de los Derechos Digitales (R3D).

El director de R3D, Luis Fernando García, explicó que “existen razones legítimas”, para que las personas eludan medidas de protección como copiar un DVD, hacer capturas de pantalla, examinar el código de un programa, o hasta instalar o desinstalar software de dispositivos, por mencionar algunas.

Los candados digitales limitan el uso que podemos darle a cualquier dispositivo, porque se violarían derechos de autor. Estas restricciones, sólo benefician a los fabricantes y va en contra de la libertad del usuario.

Se proponen hasta 10 años de cárcel para las personas que evadan estos candados, según las reformas por la implementación del T-MEC.

Las medidas tecnológicas de protección son, en esencia, candados digitales impuestos por fabricantes o desarrolladores de hardware y software que pretenden impedir el acceso o copia de la información contenida en dichos equipos y sistemas, con el (supuesto) objetivo de impedir infracciones a sus derechos de autor”, señala R3D.

Algunos ejemplos que pone la Red en Defensa de los Derechos Digitales son:

Investigadores de seguridad necesitan eludir candados digitales para poder detectar vulnerabilidades de seguridad cuya reparación beneficia la seguridad de millones de personas.

Pacientes, investigadores y médicos necesitan eludir candados digitales para conocer, fabricar, mejorar o reparar dispositivos fundamentales para el cuidado de la salud como marcapasos o respiradores mecánicos.

Personas con discapacidad resultan excluidas de algunos de sus derechos a menos que se puedan eludir candados digitales con fines de accesibilidad, como puede ser el caso de algunos libros electrónicos.

Pequeños negocios independientes de reparación de aparatos de todo tipo crecientemente necesitan eludir candados digitales para poder ofrecer sus servicios, fomentar la competencia y evitar monopolios de refacción por parte de los fabricantes.

Consumidores, agricultores, y otros usuarios de tecnología dependen de la elusión de candados digitales para poder reparar sus automóviles, tractores, computadoras, impresoras, teléfonos y cualquier dispositivo de su propiedad, por sí mismos o mediante negocios que puedan ofrecer dichos servicios competitivamente.

Luis Fernando García también señala que “tenemos derecho reparar, dar mantenimiento y modificar los aparatos, dispositivos y vehículos de nuestra propiedad”. Entre las razones que expone, destaca que de esta manera se contribuye a la competencia y a la economía de usuarios y Mypymes. También, se evita el desperdicio y contaminación por desechos electrónicos

Para Hola Jalisco:
Ángel Trejo “La Voz”

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba